Cruz Roja apoya la inserción de la mujer en el mercado de trabajo en igualdad de oportunidades

Cruz Roja ha preparado varias actividades en Madrid para que la conmemoración de este día sea un punto de convergencia a favor de los derechos de la mujer y su participación en la vida social, política y económica

El 8 de marzo se conmemora el Día Internacional de la Mujer, consecuencia de un largo proceso histórico en el que diferentes grupos femeninos han reinvindicado participar en la sociedad en un plano de igualdad respecto al hombre.

Por ello, desde Cruz Roja Juventud tendrá lugar una actividad en la Plaza del Dos de Mayo de 15,30h a 19h, donde se llevará a cabo diferentes talleres de cuentacuentos, pintura, y murales, entre otros, encaminados a la reflexión sobre los avances conseguidos y los cambios necesarios. Dentro de su programa de Perspectiva de género y coeducación, en el contexto del día 8 de marzo, Cruz Roja Juventud, pone en marcha esta semana en más de 40 provincias españolas la campaña “Sigamos caminando por la igualdad”. La iniciativa persigue promover la reflexión y el compromiso individual a favor de la igualdad a través de acciones de sensibilización en la calle.

Con esta actividad y la labor realizada día a día por la organización, se pretende que la conmemoración de este fecha sea un punto de convergencia a favor de los derechos de la mujer y su participación en la vida social, política y económica. Además, para la organización es fundamental dar voz a las verdaderas protagonistas.

La labor de Cruz Roja con las mujeres

En Madrid, la organización trabaja para evitar la exclusión social de determinados sectores de la población femenina de nuestro país. Para ello, la organización lleva a cabo diferentes proyectos en materia de ocio y tiempo libre, recursos convivenciales, violencia de género, banco del tiempo, formación, autoempleo y orientación sociolaboral, entre otros.

A lo largo del año 2011 han pasado por estos proyectos 1.224 mujeres en Madrid y 4.919 entre las distintas sedes de la organización en toda la Comunidad de Madrid.

En lo referente al acceso de la mujer al mercado de trabajo se ha caracterizado siempre por la desigualdad. El contexto socioeconómico actual viene a agravar esta situación. Entre otras cosas, tienen más difícil acceder a una contratación fija, establecer un negocio por cuenta propia o acceder a puestos de decisiones y oportunidades de promoción, sin entrar en aspectos de conciliación familiar.

“El trabajo es una herramienta para la inclusión social”, asegura Maika Sánchez, directora del Plan de Empleo de Cruz Roja Española, que promueve la inserción laboral de mujeres en riesgo de exclusión social en España cada año. “El empleo provee de independencia económica y asegura acceso a ingresos, es una importante fuente de autoestima y reconocimiento social, es una forma de participación en la sociedad y, en el caso de las mujeres inmigrantes, es una de las herramientas fundamentales de integración en la sociedad de acogida”, concluye Maika Sánchez.

Pedir citaContactarLlamar